La Verdadera Razón de la Navidad

Unanoche obscura y lluviosa hace aproximadamente 100 años, dos jóvenes llegaron a una casa de campo en Escocia; Explicaron al dueño que se habían extraviado y le solicitaron que los hospedara. El hombre rehusó albergarlos. Entristecidos, los muchachos continuaron la jornada hasta que arribaron a una pequeña cabaña de troncos en donde finalmente, pernoctaron. Uno de aquellos jóvenes era el príncipe de Gales quien se tornó en el rey Eduardo VIII de Inglaterra el cual reinó casi once meses. Hace dos mil años otro príncipe llegó a una casa procurando albergue y también se lo negaron. Ni siquiera consiguió una cabañita; apenas le ofrecieron el pesebre del establo. Este príncipe también se convirtió en rey para reinar no por once meses sino para siempre. La Santa Escritura dice que NO había lugar para Él en el mesón. Lucas 2: 7 Abraham y Lot hospedaron ángeles en cambio el príncipe de los ángeles yacía acostado en un pesebre ordinario y rústico.

 El rey de reyes canjeó el trono del cielo por el pesebre de Belén y la egregia escolta de los ángeles poderosos por las bestias del establo. Gracias a Jesús por Su amor hacia nosotros; La gloria, la honra, el poder y la alabanza pertenecen a Él. Aquella noche fue la más gloriosa del mundo. Dios visitaba la tierra. Mateo 1: 23                                            

El Redentor de la humanidad, el Mesías esperado con tanto anhelo en Israel había nacido; la gente debía percatarse del suceso, pero no había periódicos para imprimir la gran noticia, las estaciones de radio no existían para difundirla, la televisión, la computadora y las redes sociales cibernéticas eran totalmente desconocidas. Por lo tanto Dios asignó la tarea de propagar la noticia de paz y felicidad a uno de Sus ángeles más encumbrados.  Lucas 2: 8 – 12

 Las noticias que el ángel proclamó eran de gran gozo. Dios nos concedía el regalo más hermoso de todo el universo; Jesús vino para salvarnos. Nuestro planeta resplandeció con Su presencia. Con Su llegada se asociaban la riqueza, el honor y la pompa real, ya que el pueblo judío esperaba un libertador poderoso; un príncipe sumamente rico, un líder militar extraordinario y aunque Jesús era y es mucho más que todo eso, el ángel del Señor preparó a los pastores para que reconocieran a la majestad del cielo en el niño indefenso y pobre que estaba acostado en el pesebre de Belén.  Lucas 2: 12 Belén significa casa de pan y Jesús es el pan de vida que descendió para saciarnos.

 He aquí la verdadera razón de la navidad, como lo afirma la frase en el idioma Inglés: JESUS IS THE REASON FOR THE SEASON. La gente hoy celebra la navidad con pesebre pero sin el niño, navidad con canciones pero sin los ángeles, navidad con establo pero sin pastores, navidad con regalos pero sin los sabios, navidad con adornos pero sin la estrella, navidad sin Cristo que no es navidad. Jesús es la verdadera razón de la navidad. En esta época navideña permitamos que el cántico angelical continúe sonando ennuestros corazones, que la estrella de la esperanza alumbre nuestro sendero y que el gozo de los ángeles, la humildad de los pastores y la fe de los sabios provoquen en nosotros el deseo ardiente de buscar al Señor Jesucristo.  La Biblia enseña que hay que buscar a Dios mientras puede ser hallado y llamarlo porque está cercano. Isaías 55: 6 Que tengas una Feliz Navidad y un Próspero año 2016; es el deseo sincero de todos aquí en La Voz de la Esperanza. 

Pastor Ángel Rodríguez Medina - Director de Evangelismo